Estrategia de posicionamiento y marketing para un negocio tradicional

En uno de los cursos que últimamente he podido hacer, concretamente uno de Creatividad Digital, de la @icemd impartido por Óscar Bilbao [@herederos], nos llevaron a crear un plan de posicionamiento y marketing para transformar un negocio tradicional. Era un buen ejercicio porque ¿cuántos negocios no se planteaban (o deberían plantearse) un salto al entorno digital? En concreto, se trató de reposicionar una tienda física de compra-venta de discos de vinilo. Más vintage que eso, imposible… En el supuesto contexto, existían muchas posibilidades de negocio por el supuesto “coleccionismo de vinilo en auge”. Aquí resumo un poco las lecciones aprendidas sobre el enfoque del plan de posicionamiento y marketing para Discos Record (tienda ficticia):

1. Tener muy claro dónde llegar y qué queremos hacer

Muy ligado a los objetivos más cualitativos que cuantitativos. En este caso, ¿qué queremos hacer? ¿En qué queremos convertirnos? La respuesta era fácil: pasar de un mercado local y físico, a uno mundial. Infinitas posibilidades se abren si el objetivo principal es salir de las limitaciones que condiciona el espacio reducido de una ciudad. Y el camino para ello, además de amplificar nuestra capacidad de llegada, pasaba por convertirnos en un referente en unos colectivos muy determinados: coleccionistas de vinilos y DJs.

2. Identificar las piezas claves de la estrategia

No se puede ir a todo, y seguramente no todo tenga el mismo impacto. Hay que seleccionar muy bien las palancas que queremos mover para maximizar el resultado y minimizar los costes. Por suerte, el entorno online tiene muchísimas posibilidades a costes muy asequibles (aunque en este plan el objetivo era dejar volar la imaginación y no mirar los costes). En el caso de la tienda de vinilos, montar una web con tienda online era el primer paso para poder vender al mundo. Como herramientas para generar visibilidad y tráfico, estaban las redes sociales, apps móviles, landing pages… Los contenidos son el valor principal de cualquier estrategia online, para ello, apoyándonos en empleados expertos, podríamos generar contenido de valor. Todo ello, sin olvidar que se trata de un negocio físico, con un público de trato directo al que cuidar.

3. El idioma

Aunque pueda parecer algo menor, en un mercado global el idioma es importante. En el caso de la tienda de vinilos se trataba de un mercado español y local, y estamos de suerte con que el español sea el segundo idioma más hablado del mundo, pero la realidad es que el inglés es el idioma universal y hay que adecuar también nuestro contenido para que abra todas las puertas.

4. Integración con soluciones existentes

No hay que reinventar todo desde cero, sino aprovechar lo que ya funciona y buscar formas de integrarnos. En este caso, ¿cómo podríamos aumentar nuestro alcance? Siendo algo relacionado con música y existiendo una app como Shazam, nos podemos integrar con ella de modo que si una canción buscada por un usuario está en nuestro catálogo, le aparezca la sugerencia de compra online. Pero claro… ¿la publicidad en Shazam no será muy clara? Es muy posible que sí para una pequeña tienda de vinilos en una remota ciudad de España… Otra alternativa puede ser generar una aplicación sencilla o navegador en la que el usuario pueda introducir una URL de una canción y al reconocerla le muestre la compra en nuestro catálogo.

5. Venta a través de terceros

Amazon tiene soluciones e-commerce para que cualquier tienda pueda ofrecer sus productos a través de su plataforma, aprovechando todo su alcance e infraestructura. Otra opción puede ser apificar nuestro catálogo de productos, de modo que podamos integrarnos con otras tiendas de música de cualquier parte del mundo que, por ejemplo, no vendan vinilos, y complementar así su catálogo.

6. Un poco de creatividad

El mundo offline y online pueden convivir mejor de lo que parecen y un usuario físico puede tener impacto en ventas online.

  • Recomendaciones: hacer que un usuario que compra en tienda física comparta a cambio de un descuento, genera contenido, provoca satisfacción por el ahorro y, posiblemente, fidelidad.
  • Streaming: la música y el streaming van de la mano, ¿por qué no retransmitir al mundo para dar a conocer tu tienda?
  • Donde está el cliente: patrocinar espacios donde haya actividades relacionadas con nuestro producto, ya sea en ciudades nacionales o internacionales, e incluso patrocinar a DJs que compren sus vinilos.

Estas son solo algunos de los aspectos a tener en cuenta, si quieres ver el plan más en detalle, te invito a revisar la siguiente presentación que resume el caso.

Say Something